SelectaHotels
2 Personas
Acomodación Especifica el número de personas y sus edades en el momento del viaje
Habitaciones:
1 Habitación
Habitación 1:
Personas
(18+) 2 Adultos
(0-17) 0 Niños
Aceptar

Blog

BLOG

Compartir:

Edificios históricos convertidos en hoteles con encanto

Beatriz Rodriguez el 19 de diciembre de 2012, clasificado bajo Algo especial.   Sin Comentarios

Dejando a un lado Paradores, fruto de la remodelación de auténticas joyas de la arquitectura de la geografía española, hoy vamos a prestar especial atención a aquellas edificaciones que han sido testigo de numerosos episodios de nuestra historia  y que, en la actualidad, han sido reformadas para convertirse en hoteles con encanto.

El Castillo del Buen Amor (Villanueva del Cañedo, Salamanca), del siglo XV, fue objeto de una cuidadosa restauración, para conservar toda su estructura y gran parte de sus elementos originales. Fue declarado Bien de Interés Cultural en 1931. Cada rincón de este alojamiento es una delicia, aunque si hay algo que destaque especialmente es el restaurante, en las antiguas mazmorras, convertidas en una agradable estancia.

Los Agustinos (Haro, La Rioja) se levanta sobre un imponente edificio de 1373, de interior renovado y que conserva las estancias más importantes de su construcción original. A lo largo de estos más de 600 años de historia ha sido convento, hospital, escuela y cárcel. De este último, dejan testimonio las inscripciones realizadas por los presos en las columnas del espectacular claustro.

Los Agustinos (Haro, La Rioja)

El Hotel Castillo de Santa Catalina (Málaga, Andalucía) tiene sus orígenes en 1624, cuando el rey Felipe IV ordenó construir una fortaleza en el monte de Santa Catalina. A principios del siglo XX, cuando el castillo había perdido su función de torre vigía, el Conde de Mieres hizo construir su residencia junto al mismo. El resultado fue un palacio de estilo neo-árabe, declarado Bien de Interés Cultural. En su remodelación se ha respetado el valor arquitectónico del edificio, dotándolo del lujo de un alojamiento moderno, con mármol, azulejos antiguos y hermosos artesonados.

Palacio Ca Sa Galesa (Palma de Mallorca, Islas Baleares) se sitúa en el barrio gótico de Palma, en un edificio del siglo XVI. En sus habitaciones, que combinan la elegancia de otras épocas con todas las comodidades propias de tiempos actuales, podrás encontrar obras de arte de reconocidos pintores, como Miró o Bennasaren.

El Hotel Castillo El Collado (Laguardia, Álava) data de 1900. En sus habitaciones de cuento de hadas podrás disfrutar de unas hermosas vistas de los viñedos que lo rodean. De su interior, cabe destacar también el torreón y la capilla, con interesantes obras de arte.

Como ya hemos dicho al principio, el catálogo de edificios históricos que atesora Paradores es impresionante, por lo que solo mencionaremos algunos de ellos: Ronda (Málaga), Argomániz (Álava), Granada, Lerma (Burgos), Ávila, Cuenca, Alarcón (Cuenca), Plasencia (Cáceres), La Granja de San Ildefonso (Segovia), Sigüenza (Guadalajara) y, así, hasta casi un centenar de establecimientos. Difícil decidirse, ¿verdad?

Deja un comentario

Al pulsar en "Enviar" aceptas el aviso legal

Viajeros

  • Tus reservas

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar análisis de navegación de usuarios y mostrar publicidad. Si sigue navegando, se entiende que acepta las condiciones de uso. ¿Que es esto de las cookies?
Aceptar
www.s